Jaime Bofill habla sobre el Sandbox en Cinco Días y lo califica como una "prioridad absoluta"

El sandbox es un proyecto esencial para aumentar y mejorar la competencia y, a la vez, para actualizar la regulación existente en lo relativo a la creación de empresas innovadoras en el sector financiero y la protección de clientes, aunque la regulación necesaria obliga a que todos esos proyectos presentados no comprometan la seguridad de los usuarios.

El trabajo que se ha hecho hasta ahora, para poner a España como referencia en innovación financiera y de seguros a nivel mundial, es digno de alabar sobre todo por parte del regulador junto con los tres supervisores españoles (BdE, CNMV y DGSFP). Todos los actores implicados están plenamente concienciados sobre la importancia de desarrollar esta iniciativa y han reconocido que debemos aprovechar las oportunidades que nos da la transformación digital para fortalecer el sector financiero, proteger al cliente y minimizar los riesgos a los que se enfrentan los nuevos actores del universo fintech.

Jaime Bofill analiza con Rodrigo García de la Cruz, presidente de AEFI, la necesidad de instaurar un Sandbox regulatorio, es decir, un espacio de pruebas controlado y no desrregulado que identificará una serie de proyectos innovadores, que sirvan para mejorar la prestación de servicios financieros en nuestro país.

Más información en Cinco Días >>





Compartir Back To Listing

Loading data