Un campo de pruebas español para revolucionar las finanzas

España está más cerca de liderar la innovación financiera en Europa. El pasado mes de febrero, el Gobierno aprobó el anteproyecto de ley para la creación del esperado sandbox regulatorio. Es decir,se pondrá en marcha un espacio de pruebas con el desarrollo tecnológico como epicentro, para idear, diseñar y generar nuevos productos y servicios financieros dentro de un entorno controlado en el que se pueda experimentar sin vulnerar la regulación.

A la espera de que esta iniciativa sea aprobada por el Congreso, las previsiones indican que esta transformación permitirá generar más de 4.000 empleos de nueva creación en los próximos dos años. Además, atraerá 1.000 millones de inversión a España.

Jaime Bofill, socio de Instituciones Financieras en la oficina de Madrid, y Rodrigo García de la Cruz, presidente de la Asociación Española de Fintech e Insurtech (AEFI) hablan hoy en Expansión sobre cómo el "sandbox" nacional, pendiente aún de ser aprobado por el Congreso a lo largo del año, fomentará la colaboración entre las Fintech y la banca tradicional.

El artículo completo en Expansión disponible aquí  >> 


Volver

Loading data